¿Cómo es el comportamiento de las jirafas?

Cómo es el comportamiento de las jirafas

Si hay un animal que despierta la simpatía de todo el mundo es la jirafa. Se trata del mamífero más alto del reino animal, cuyo cuello puede llegar a medir hasta dos metros de altura. Las jirafas son herbívoras y pueden galopar a una velocidad de hasta 60 kilómetros por hora. A continuación te contamos algunos detalles curiosos sobre el comportamiento de las jirafas.

5 características que definen el comportamiento de las jirafas

Manada

Una de las principales características de las jirafas es que viven en manadas de entre 6 y 20 miembros. Su hábitat natural son las praderas, las sabanas, los pastizales y los bosques de África. En cuanto a la composición de las manadas, la mayoría de miembros son hembras, aunque también hay algún macho joven.

Los machos suelen vivir en manadas de solteros, y los más mayores en la gran mayoría de casos llevan una vida solitaria. En cualquier caso, las jirafas, tanto hembras como machos, pueden unirse o abandonar el grupo en cualquier momento sin ningún motivo concreto.

Pelea de machos

Uno de los espectáculos más fascinantes en el reino animal es la pelea de los machos por ser el líder de la manada. Lo hacen golpeando con el cuello a su contrincante hasta que alguno desiste.

Sonidos

Seguro que alguna vez te has preguntado cómo se comunican las jirafas. Pues bien, lo hacen mediante sonidos, que suenan muy similares a los mugidos de las vacas. Por lo general, utilizan los sonidos en dos ocasiones.

En primer lugar, para avisar al resto de la manada de que hay un depredador cerca. Y, en segundo lugar, para que en el caso de que las crías se pierdan sus madres puedan identificarlas.

5 características que definen el comportamiento de las jirafas

Comer y dormir

Aproximadamente el 50% del tiempo lo pasan comiendo, y la mayor parte del resto del día lo dedican a buscar comida. Las jirafas no necesitan dormir demasiado: sólo duermen dos horas al día, y pasan como máximo siete minutos seguidos durmiendo.

Timidez

Y, por último, sobre el comportamiento de las jirafas cabe señalar que son animales muy tímidos, que hacen todo lo posible por evitar cualquier enfrentamiento. Ahora bien, si se ven amenazadas o si sus crías están en peligro, se defienden mediante coces que pueden llegar a ser mortales, teniendo en cuenta la fuerza y el peso de sus patas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *